Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

ESTUDIAR NUNCA ES CARO

 Estamos en las fechas en que todos los niños de nuestras casas empiezan el nuevo curso escolar. Primero los más peques, les siguen los medianos y en unas semanas todos estarán, con más o menos ganas, anclados a sus pupitres, horarios y disciplinas. Los que no tengan en casa estudiantes en activo no podrán evitar que los medios de comunicación nos lo repitan una y otra vez con todo lujo de detalles y con testimonios, casi siempre o siempre, amañados para inculcarnos lo que nos quieran decir. Vamos como siempre.

Pero hay un aspecto en estas ‘informaciones’ que me gustaría recalcar para después rebatir. Se trata de la machacona insistencia sobre el precio de libros y material escolar y de lo que eso supone para la economía familiar, tan maltrecha en estos tiempos. No quiero negarlo, partiendo de que no siempre es igual en todos los hogares,  pero si insistir en que todas las informaciones y testimonios se inclinan a darnos a entender, que sí, que todo es muy caro y que todas las familias lo pasan muy mal a causa de lo mismo. Digo yo que alguno habrá que no...!, pero se ve que a esos no les entrevistan. ¡Que se le va a hacer!

Digo esto e insisto en ello porque toda esta machacona información sobre lo cara que está la enseñanza me da la impresión que es el peor favor que les podemos hacer a nuestros pequeños. Sin querer, o queriendo, les estamos inculcando que por una parte les obligamos a estudiar y por otra les echamos en cara lo mucho que esa enseñanza perjudica económicamente a su familia, a sus padres sobre todo. Si a eso añadimos que a veces son los propios padres quienes se lo estén diciendo, me da por llegar a la conclusión de que les estamos influyendo contra la enseñanza hasta el punto de que lo más normal es que no solo pierdan el interés por aprender sino que incluso lleguen a pensar en dejarlo en cuanto tengan ocasión de pedirlo.

Y ese es el momento de que  esos padres se llevarán las manos a la cabeza, escandalizados o poco menos, de tan estrambótica decisión sin darnos cuenta de que se lo hemos estado poniendo en bandeja.

  • “No me gusta estudiar y además hacerlo ocasiona múltiples problemas a mis padres.
  • Solución:
  • “Lo dejo y a trabajar, a ganar unos Euros para ayudarles”.
  • Y habrá padres que hasta  parezca lo mejor.
  • “Total para qué estudiar, si todos terminan en la oficina del paro”

¡Cuán craso error!

Independientemente de la bondad del sistema educativo o de si acertamos o no en lo que estudiemos está más que demostrado que los que han terminado una enseñanza determinada, oficio o doctorado, pasan mucho menos por las oficinas de empleo que los que no han terminado nada. Solo de pensarlo me da escalofrío pensar en qué responderán los que no tiene nada cuando tengan que rellenar la casilla de: “OFICIO”

¡Qué triste tiene que ser no poder poner nada! Bueno, siempre está la opción de mentir…

Quizá en esos momentos sus padres piensen en la suerte que tiene ese amigo, primo, vecino, conocido… que sí tiene trabajo, entre otras cosas porque también tiene un oficio, carrera o lo que sea. Aunque esté trabajando en otra cosa distinta, pero siempre podrá poner en esa “casilla” algo… Lo que sea, pero algo.

La enseñanza hoy en día en el mundo en que vivimos, Europa, no solo no es cara sino que se le puede catalogar como regalada. Ahora parece que no corren los mejores tiempos por los recortes pero no deja poco más que insignificante lo que nos cuesta llevar a nuestros peques al cole. Habrá quien se gaste mucho, claro que sí, pero la enseñanza clasificada como obligatoria es un regalo que muchos no saben valorar. Pero lo que más me duele es pensar en la “destructora” propaganda que hacen, insisto, muchos medios de comunicación. Diría todos, pero por si acaso hay alguno que no, me lo guardo.

Hay un proverbio de Confucio que dice:

“Donde hay educación, no hay distinción de clases”.

Y es que esta es otra faceta no menos importante de la enseñanza y la educación. El poder ser capaces de igualarnos con los más poderosos.

Son muchos los que han pronunciado e incluso hecho bandera de su vida esta otra frase:

“La educación os hará libres”

Tag(s) : #Sociedad

Compartir este post

Repost 0